Las 10 picaduras y mordeduras de insectos más dolorosas del mundo

Compartir:

1La oruga asesina de Brasil

Esta oruga de aspecto espeluznante reside en América del Sur y es responsable de varias muertes cada año. La oruga del gusano de seda gigante tiene pequeñas cerdas que liberan a la toxina potente que es venenosa cuando es inoculada. También se la llama “oruga asesina” debido a que tienen pelos urticantes muy venenosos. El veneno de esta oruga ocasiona lesiones similares a la gangrena en todo el cuerpo que incluso pueden llagar a ocasionar la muerte.

Imagen: Centro de Informações Toxicológicas de Santa Catarina.

Al producirse el contacto con la oruga puede haber dolor, pero después comienza un malestar semejante al que produce una comida que cayó mal, y dolor en la parte de posterior de la cabeza. A las 8 horas aparecen moretones, y a las 76 los cuadros hemorrágicos, que si no son tratados a tiempo en el 34% de los casos son mortales.

Han habido más de 500 muertes confirmadas causadas por la oruga gigante del gusano de seda.


2La hormiga bala

La picadura de insecto más dolorosa del mundo pertenece a la hormiga bala o Paraponera clavata. llamada así por su picadura extremadamente potente. Habita bosques húmedos de tierras bajas desde Nicaragua y el extremo este de Honduras y al sur hasta Paraguay.

También es la hormiga más grande del mundo que posee una picadura venenosa. Llega a medir 2,5 centímetros (1 pulgada), por figurarlo mejor, es como una avispa sin alas. La reina es casi del mismo tamaño. Estas criaturas tienen cabello castaño rojizo y son más peludas que otras hormigas.

Imagen: Didier Descouens.

La hormiga bala recibe su nombre debido al intenso dolor que produce. Su picadura inyecta veneno puede producir efectos agonizantes en el receptor por hasta 24 horas. Según el índice de dolor Schmidt Sting, la bala se clasifica en el nivel 4, el nivel más alto de dolor. Se clasifica más alto que la hormiga cosechadora, la avispa de papel, e incluso la avispa halcón cazadora de tarántulas.


3La escolopendra gigante

Con una longitud máxima de 35 centímetros (14 pulgadas), el ciempiés gigante amazónico a menudo es considerado el ciempiés más grande del mundo. Se encuentra ampliamente en América del Sur y el Caribe y también se conoce como el ciempiés peruano gigante de patas amarillas.

El ciempiés gigante amazónico es de temperamento agresivo y nervioso, y suele agarrarar a su enemigo con las patas. El veneno que lleva este bicho es potente y letal para muchos animales pequeños aunque por lo general, no lo es para los humanos.

Imagen: Katka Nemčoková.

Aun así, el veneno causa dolor intenso, hinchazón, escalofríos, fiebre y debilidad general. Podría ser letal para aquellos que son alérgicos o sensibles a las toxinas.


4La hormiga cosechadora de Maricopa

El insecto más venenoso del mundo es la hormiga cosechadora de Maricopa. Su poderosos veneno está compuesto de aminoácidos, péptidos y proteínas. Las hormigas atacan a sus presas atrapándolas con sus pinzas e inyectando su veneno tantas veces como le sea posible durante el ataque antes de que la presa logre liberarse.

El veneno es 12 veces más poderoso que el de una abeja. Solo se necesitan 12 picaduras para matar a un ser humano. Cuando una de estas hormigas muerde a su víctima, libera feromonas que señalan a otras hormigas en la colonia su ubicación para que puedan así unirse al ataque. El dolor está en el índice de dolor Schmidt Sting, llegando al nivel 3 (sólo un punto por debajo del más alto).

Imagen: The photographer and www.AntWeb.org

La cosechadora Maricopa se puede encontrar en los EE. UU. estado de Arizona, pero también se la conoce en California, Colorado, Nuevo México, Nevada, Texas y Utah, y los estados mexicanos de Baja California, Chihuahua, Sinaloa y Sonora.


5La oruga peluche

Esta oruga tiene una apariencia única y recibe su nombre pues se parece mucho a un peluche. Su apariencia apacible e inofensiva puede llevar a muchos incautos a intentar acariciarla, lo que sería un craso error: Se trata nada más y nada menos que de la oruga más venenosa de los Estados Unidos y puede causar un dolor insoportable.

La picadura de la oruga peluche puede causar dolores punzantes, ardor, erupciones cutáneas, hinchazón, náuseas, dolor abdominal, dolores de cabeza y dificultad para respirar.

Imagen: Amizrachi.

En inglés reciben el nombre de Oruga Gato debido a su parecido con un gato doméstico. Parecen ser suaves, pero en realidad tienen espinas tóxicas que pueden adherirse a la piel. Tienen forma de lágrima y generalmente son de color amarillo, gris o marrón rojizo.

Se le ha visto desde el norte hasta Nueva Jersey y hasta el oeste de Texas. No dejes que estas criaturas lindas y tierno te engañen para que toquen sus cuerpos peludos.


6El avispón asiático

La especie más grande de avispones que se encuentra en el mundo es el avispón gigante asiático. Viven en todo el este de Asia, pero se encuentran más comúnmente en las montañas del Japón. Se sabe que son extremadamente agresivos y valientes.

Los avispones gigantes asiáticos alimentan con larvas de abejas a sus crías y destruyen colmenas enteras en el proceso. Estos avispones usan sus poderosas mandíbulas con gran fuerza y agilidad. Durante las incursiones que suelen hacer a colmenas de abejas, un avispón puede fácilmente partir por la mitad a unas 40 abejas por minuto!

El avispón gigante asiático tiene un aguijón de 6 milímetros (0,2 pulgadas) que inyecta una sustancia lo suficientemente potente, que es incluso capaz de disolver el tejido humano.

Ambas, picadura y mordedura son sumamente dolorosas.


7La avispa halcón cazadora de tarántulas

La picadura de la avispa halcón es la segunda picadura de insecto más dolorosa del mundo. Su aguijón puede llegar a edir 1/3 de pulgada de largo (más o menos unos 7 milímetros). Generalmente dóciles, solo atacan cuando se les molesta, provoca o si se siente en peligro. El dolor de esta picadura es insoportable y durará 3-4 minutos. Puede causar debilidad y desmayo.

Imagen: Dominio Público.

Un investigador describió el dolor como “… dolor inmediato, insoportable e implacable que simplemente apaga la capacidad de hacer cualquier cosa, excepto gritar”. Las disciplinas mentales simplemente no funcionan en estas situaciones “.


8La hormiga de fuego

Las hormigas de fuego son especies muy agresivas. Se mueven rápidamente y atacarán cualquier cosa que los perturbe. Una sobre la piel de la victima o del incauto que se pare cerca de su hormiguero, estas hormigas atacaran en grandes grupos y picarán repetidamente. El veneno de las hormigas de fuego contiene alcaloides alifáticos oleosos y toxina piperidina que son tóxicos para la piel.

Imagen: CSIRO.

A consecuencia de su mordedura, suele formarse una pústula blanca, que corre el riesgo de infectarse. Las pústulas son desagradables cuando están activas y, si se infectan, puede dejar una cicatriz. Adicionalmente, algunas personas alérgicas al tóxico, pueden experiementar anafilaxis, requiriendo tratamiento de emergencia.

Las consecuencias más comunes de su mordedura son el dolor intenso, hinchazón, vómitos, aceleración del ritmo cardíaco, dificultad para respirar y formación de pústulas blancas.


9Las abejas de la miel

Las diferentes especies de abejas melíferas se distinguen de otras especies (y prácticamente de todos los demás himenópteros) por la posesión de pequeñas púas  o aguijones, pero estas púas solo se encuentran en las abejas obreras. Este aparato de picadura tiene su propia musculatura y ganglio, es decir, es independiente, por lo que luego de clavar el aguijón en el cuerpo del agresor, el aparato entero se desprende del abdomen de la abeja, lo que le permite seguir liberando veneno.

Imagen: Jon Sullivan.

El aparato, aún incrustado en el cuerpo del agresor,  continúa inyectando veneno y emitiendo una feromona de alarma adicional después de que se ha soltado. De esta manera, otros defensores de la colmena son son atraídos al lugar mismo de la picadura.

Las personas mayores son especialmente sensibles a la picadura de las abejas melíferas, causando vómitos, enrojecimiento, hinchazón, náuseas, diarrea y mareos.


10El avispón calvo

Los avispones de cara calva son omnívoros, y son generalmente beneficiosos para el ser humano debido a que son depredadores naturales de moscas, orugas y arañas.
Sin embargo, su naturaleza agresivamente defensiva, los convierte en una verdadera amenaza cuando se deambula demasiado cerca de un nido o cuando un nido se construye demasiado cerca de lugares habitados por huumanos. Ellos defienden vigorosamente el nido, con trabajadores que pican repetidamente.

 

Imagen: PiccoloNamek.

Sin embargo, el avispón calvo tiene una defensa única:puede lanzar veneno desde el aguijón hacia los ojos de los intrusos que considere agresores. El veneno causa lagrimeo inmediato y ceguera temporal.
La picadura de avispa calva puede provocar dolor, inflamación, enrojecimiento, picazón intensa y sensación de ardor y es considerada una de las más dolorosas después de la mordedura de la hormiga bala.

Compartir:

Responder

Web
Analytics Made Easy - StatCounter