Parásitos increíbles que seguramente no sabías que existían

Leucochloridium Paradoxum

Una criatura que emplea gasterópodos como anfitrión intermedio. El pequeño gusano en su etapa larval, viaja hasta el sistema digestivo de la victima, ingresando por medio de las heces de pájaros que son ingeridas como alimento. Una vez dentro, se desarrollará hasta estar listo para la siguiente fase, la de esporocisto (bolsa de esporas).

Caracol de tierra Succinea putris con Leucochloridium paradoxum dentro del ojo izquierdo.

Estas bolsas contienen decenas y hasta cientos de cercarias (larvas que evoluciona del esporocisto), lentamente se van desplazando hasta las antenas del caracol infectado, transformándolas paulatinamente en lo que depredadores podrían bien fácilmente confundir con orugas (gruesas, brillantes y con movimientos de contracción como los de una oruga al desplazarse).

 

Esta infección de los tentáculos de los ojos del caracol, inhibe por completo su capacidad para percibir intensidad de luz. Un caracol normalmente prefiere lugares obscuros y húmedos para vivir. Aquellos infectados con este parásito, buscan lugares mas iluminados, en donde puedan fácilmente llamar la atención de sus depredadores ( como los pájaros, quienes son el objetivo final del proceso de reproducción de este parásito).


Ampulex Compressa

Este himenóptero tiene un ciclo reproductivo muy peculiar y quizás también uno de los mas interesantes. Su método consiste en la manipulación de cucarachas vivas. Sí, manipulación.
La avispa esmeralda, con aproximadamente un cuarto del tamaño y el peso de la cucaracha, la rodea y la reduce, consiguiendo situar su aguijón trasero en la zona entre la cabeza y el primer par de miembros del insecto, directamente a un ganglio (así de precisa). Cuando clava su aguja, un veneno es inyectado a una gran velocidad a este ganglio. Paralizado el primer par de patas, la avispa da un segundo aguijonazo, esta vez directamente en el cerebro de la victima, en la sección que controla los reflejos de escape del animal.

El veneno provoca en primera instancia, una parálisis severa en las extremidades delanteras de la cucaracha, hasta continuar con las demás patas. Luego, la avispa procede a masticar la mitad de cada una de las antenas de la cucaracha. La razón de este comportamiento se desconoce a ciencia cierta, pero científicos suponen que lo hace para reponer líquidos perdidos durante el combate. Cuando el proceso de “zombificación” se completa, el pobre animal queda en una especie de estado de vegetación, caminando lentamente, sin comer, sin reflejos, sin velocidad y sin autonomía propia.Sujetándola por una de las antenas, la avispa guía a la cucaracha hasta su nido . Otro proceso comienza aquí: La avispa deposita sus huevos en el interior torácico del insecto “zombie”.

Avispa Esmeralda arrastrando a una cucaracha. JMGM

Finalmente la avispa deja el nido y cierra la salida con piedrecilas para prevenir depredadores y no para evitar el escape de la cucaracha, quien permanecerá atrapada sin hacer el menor esfuerzo por escapar debido a que sus reflejos de sobrevivencia/escape han sido deshabilitados Los huevos crecen, y superviven alimentándose de los órganos internos de la cucaracha, causándole a ésta una muerte lenta y dolorosa. Una vez completado el desarrollo de la larva, ésta sale de la cucaracha, ya muerta y deshidratada, y comienza con su ciclo vital: si es hembra, repetirá la obra asesina de su predecesora.


Cymothoa Exigua

Si te doy su nombre científico: “Cymothoa Exigua”, seguro no te dará la ni la mas mínima idea de este parásito o de que es lo que hace. Te explico. Se trata de un pequeño parásito, un crustáceo que ingresa al anfitrión por medio de la agallas. Una vez allí, de desplaza, muy a pesar del malestar del pez, hasta llegar a la lengua.

Cymothoa exigua es un crustáceo parásito de la familia Cymothoidae. El parásito entra en los peces (aquí una arena steenbras, Lithognathus mormyrus) a través de las branquias y luego se adhiere a la lengua de los peces. De Marco Vinci.

Allí, usando sus patas que terminan en punta y en forma de tenaza, se abraza de esta hace una perforación a la arteria que lleva la sangre a este órgano. De esa sangre se alimentara hasta que la lengua se atrofia completamente por falta de irrigación sanguínea.

Después de atrofiada la lengua, el parásito usando sus patas se engancha a los músculos de esta, reemplazando finalmente por completo la función de la lengua. El pez no percibe mayor daño y lleva una vida normal. El parásito parece ignorar la comida que el pez ingiere, alimentándose de básicamente de su sangre y mucosas.


Nematomorpha

Este gusano parasita grillos, saltamontes, escarabajos y cucarachas.Debido a su aspecto, también se le conoce como gusano “crín de caballo”. Este gusano tiene la capacidad de interactuar con el cerebro de la víctima forzándola a ir al agua y ahogarse en ella. (También se cree que la infección causa sed extrema en el anfitrión.)

Una vez allí, el gusano adulto emerge y lleva su vida adulta en el agua, reproduciéndose y dejando sus huevecillos en las orillas, en donde después, las pequeñas larvas que emergerán de ellos, parasitaran nuevas víctimas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *